Entradas

Mostrando entradas de febrero, 2018

MONÓLOGO DOMÉSTICO

DOMY: ¿Mami jugamos?
YO: Si Domy, pero primero déjame hago el quehacer
D: ¡¡Yo te ayudo!!!
Y: No, gracias 

(pensando que en vez de ayudarme me va hacer más desmadre)

D: ¡Andale mami!, por favor
Y: No
D: Please!
Y: Bueno, tiende la cama
D: No, yo quiero barrer
Y: ok pero no alces mucho la escoba porque se regresa la tierra
D. Yupi!!!

(Mientras lavo los trastes escucho el monólogo de Domy mientras ella barre:)

D: Ya empecé a barrer...
D: Mami que pesado es ser ama de casa...
D: Mami la otra vez vi un comercial que decía: ¿está cansado de barrer?, ¡no sufra más, le presento la super aspiradora!....
D: Pero son caras.... 
D: ...pero si hace falta.... (reflexiona)
D: ¡Que cansado!...
D: ¡Llevo tres escalones!...

(Se escucha un desmadre en las escaleras)

D: ¡Estoy bien!, se me cayó hasta abajo la escoba...
D: ¡Llevo 4 escalones!...
D: ¡Uf, es cansado!...
D: ¡Llevo 6 escalones!...
D: ¡Son 14!...
D: ¿Cuántos me faltan barrer?
D: ¡Mami que pesado!...


De estar hable y hable de repente silencio total. 
Pasan unos minutos y …

LA CARTA QUE NO LEYÓ

Imagen
25 de febrero del 2005

¿Sabes?,
En estos días que recogimos tu cuarto, fui encontrándome cartitas o recados míos para ti y no había ni uno que no dijera: "me preocupas", "¿ya fuiste al doctor?", "acuérdate lo que acordamos"....y simplemente te me fuiste de las manos...

Muchas de las motivaciones que yo tenía eras tú. Siempre pensaba en ti y en cómo ayudarte en aminorarte esa tristeza, en tener dinero para ponerte un negocito y que te sintieras útil, pero ni así saldrías de tu pena. Ahora comprendo que me tardé demasiado.

No sabes que sólo y triste se siente este mundo sin ti, nos dejaste un hueco enorme y un vacío inconsolable. Fuiste y sigues siendo alguien que dejó huella en mi vida, que me dejó marcada.

¿Cómo le hago para cambiar tu lugar?, no se puede; pero ese espacio es tan grande que ya nadie lo va a ocupar. Ya nadie me va a despedir en la central, ni a llorar cada que me iba y dejarme con un nudo en la garganta. Nadie me va acompañar a un cafecito…

SANTA EN FEBRERO

Imagen
Cuando yo era chica recuerdo que Santa nos traía muchos regalos, pero siempre tuvimos claro que ese día se festejaba el nacimiento de Jesús, así que para mi Santa, no era un santo, sino un señor gordo con traje rojo que te llevaba juguetes si te portabas bien y desaparecía todo el año. Recuerdo que una noche me quedé esperándolo en las escalera y juré no dormirme para verlo y amanecí al día siguiente en mi cama. No recuerdo si mis papás me vieron en las escaleras y me mandaron a dormir o que me quedé dormida y me llevaron a la cama.

Otro año en vísperas de Navidad, mi hermano llegó con la noticia del año diciendo que Santa Claus eran los papás y mi papá se molestó tanto al escucharlo, que nos dijo a los cuatro que para que se nos quite, ninguno tendría regalo ese año. ¡A chinga, pues yo que culpa tengo!,-pensé-, pero agarró parejo y así terminó la magia de Santa y los Reyes Magos que ellos eran los encargados de llevarnos dulces. No recuerdo si me puse triste o ya lo sospechaba, pero…

UNA SIMPLE NUERA

Imagen
Mi suegro siempre fue muy serio conmigo. Lo único que yo sabía de él cuando conocí a Carlos era que fue un ex portero de Rayados y sabía que era conocido y popular en los años setentas y el año pasado lo acompañó toda la familia, incluyéndome a uno de varios homenajes que le hicieron, pero nada más. Yo, en una familia futbolera cuando a mi jamás me a interesado en lo más mínimo el futbol, pues siempre me mantuve al margen, mientras Carlos y él siempre, siempre siempre sus pláticas eran del mundo futbolístico; pero insisto, conmigo siempre fue muy serio, no hablaba mucho y al saludarme solo me decía "¿Cómo está Yola? (siempre de usted) y me daba la mano por encimita  y nunca me veía a los ojos.

En 17 años sólo tuve 3 conversaciones con él y una de ellas fue más monosílabas que hablar. La primera fue en el aeropuerto esperando a mi Chispagel  que llegaba de un viaje de trabajo. Como el vuelo se retrasó lo invité a un café, nos sentamos y de inmediato se adentró a una pantalla de tele…

ENGAÑÉ A MI ESPOSO

Imagen
Si te atrapó el título de éste post y ya estás listo o lista para leer "el chismesote" temo decirte que te desilusionaré porque no es lo que te imaginas, pero si lo engañé y temo que lo sabe, lo intuye o de seguro ya lanzo en silencio un sutil "piiiiinche Yol"; y si no, temo que lo diré tarde que temprano, o si de plano no me animo, se lo confesaré en mi lecho de muerte porque nunca le he ocultado nada.

Mi Chispagel  no es una persona que me dice las cosas muy directamente. Una vez lo hizo y quedé en shock, por eso usa la sutileza. Con el paso de los años tardé en captar que le choca como lavo la ropa y no me lo dice así en directo, sólo veo que él tiene la iniciativa de adelantarse y lavar la ropa. A mi solo me deja las toallas y las de cama y cuando le digo: "-Voy a lavar ropa"-, de inmediato me dice: -"no te apures, yo la lavo llegando"- y yo super mega feliz de quitarme ese pendiente. La deja tan suavecita, la blanca super blanca, la de col…

MATRIMONIOS, PADRES E HIJOS

Imagen
Hace poco en una plática un poco seria con mi madre, me confesó cosas sobre lo que fue su matrimonio y sobre todo lo que ella sentía. Que yo recuerde nunca le preguntaba como se sentía, bastaba con verla huir de mi papá escurridiza en mi cuarto cuando las cosas no estaban bien con ellos, y eso era muy seguido. No fue mucho lo que me dijo, pero si lo suficiente para ponerme a pensar en eso.
Pasaron algunos días y al acordarme me puse a llorar, le marqué y se lo confesé, obvio mi mamá se preocupó y me dijo que mejor no me hubiera dicho nada. Le dije que al contrario, que se lo agradecía  y que no se preocupara, que simplemente lloré por solidaridad, lloré por las dos, lloré porque en ese momento ella no tenía a nadie y me la pude imaginar.
Muchas cosas las criticaba y a veces sigo haciéndolo de lo que ya fue, de lo que como hija sufrí y que creo que yo no haría con Domy. Será que por eso comparo mucho mi matrimonio con el de mis papás y debo de entender que las historias desde su origen s…